Buscar este blog

domingo, 17 de enero de 2021

Dos historias muy distintas en el Wanda

Voy a contar verdades como puños. Lo digo para que, si no les gusta, dejen de leer esta entrada inmediatamente.

Contra el Atlético de Madrid:

Lopetegui alineó de inicio a Bono, Jesús Navas, Koundé, Diego Carlos, Acuña, Fernando, Rakitic, Joan Jordán, Ocampos, En-Nesyri y Suso.

No vale con acosar al Atlético de Madrid, señores. Hay que meter la pelotita en la meta rival, cosa que no llegó a ocurrir.

Bono recibió dos goles y el cuento acabó con un final espantoso.

Contra el Leganés:

Lopetegui apostó de inicio por Bono, Aleix Vidal, Diego Carlos, Sergi Gómez, Rekik, Gudelj, Jordán, Óliver Torres, Munir, Idrissi y De Jong.

Voy primero con la parte dulce:

¡Qué bien estuvo Ocampos al marcar en el 96', madre mía! ¡Qué bueno es Ocampos, señores!

Ahora paso a contar otro detallito. ADVERTENCIA: Puede que no les guste. Allá voy:

Los árbitros también son humanos, por lo que pueden fallar. Pues bien, anoche ocurrió. ¿Cómo no pitaron el clamoroso penalti que hubiera adelantado al Leganés en el marcador? ¡Por favor, que lo vimos todos!

El caso es que, con prórroga incluida, ya estamos en octavos.

Próximo partido: Visitaremos al Alavés el martes a las 21:30.



domingo, 10 de enero de 2021

Así en la Copa como en la Liga y el premio al gran trabajo

Lopetegui apostó en Linares por Bono, Aleix Vidal, Koundé, Sergi Gómez, Rekik, Fernando, Óliver Torres, Óscar Rodríguez, Idrissi, Munir y De Jong.

Los goles los marcaron Óscar Rodríguez justo antes del descanso y Fran Lara justo después del descanso.

El siguiente rival en Copa será el Leganés:

Este viernes se ha celebrado en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas el sorteo de los dieciseisavos de final de la Copa del Rey, que se disputará el próximo fin de semana a excepción de los cuatro equipos que disputan la Supercopa de España en esa misma fecha, que aplazan sus partidos a los días 20 y 21 de enero. El Sevilla FC, que tras superar este martes al Linares Deportivo sabía que tendría como rival a un equipo de Segunda B o Segunda División, se verá las caras con el CD Leganés que dirige Pep Martí. El preparador físico del Leganés es Moisés de Hoyo, quien estuvo en el club 7 años (primero como readaptador y después como preparador físico).

El equipo madrileño ya se vio las caras con los de Nervión en las semifinales de la temporada 17/18, cuando los pepineros jugaban en Primera División. En aquella ocasión, tras el 1-1 en tierras madrileñas, el Sevilla se impuso en la vuelta por 2-0, logrando el pase a la gran final. El Leganés, recién descendido a LaLiga Smartbank, marcha quinto en la tabla tras 20 jornadas. La última visita liguera a Butarque fue el pasado 30 de junio, con triunfo por 0-3, dos goles de Óliver Torres y uno de Munir.

Ayer nos visitó la Real Sociedad. Al Sevilla no le afectó para nada el temporal.

Lopetegui apostó de inicio por Bono, Jesús Navas, Koundé, Diego Carlos, Acuña, Fernando, Rakitic, Joan Jordán, Suso, Ocampos y En-Nesyri.

En-Nesyri sacó su carta de presentación en el 4'.

Diego Carlos se equivocó de portería un minuto después y marcó un golazo que puso el empate en el marcador.

En-Nesyri volvió a dejar mudo al portero rival dos minutos después del desafortunadísimo gol en propia puerta de Diego Carlos.

Siete minutos después del segundo gol de En-Nesyri, Bono encajó otro gol.

Justo después del descanso, En-Nesyri marcó su tercer gol.

Jesús Navas encendió todas las alarmas en el minuto 60, pues se volvió a lesionar. Necesitó la asistencia del Dr. Jiménez Barroca y se decidió su sustitución inmediatamente. Se le aplicó hielo en la zona de la lesión y veremos cuánto tiempo estará de baja (si es que la necesita).

Mientras escribo todo esto, me llega una noticia de última hora: Julen Lopetegui renueva hasta 2024.

El contrato de Lopetegui expiraba en 2022, pero su increíble trabajo con el equipo, sus números y la consecución de nuestra sexta Europa League han hecho que se gane la renovación.

Próximo partido: Visitaremos al Atlético de Madrid el martes a las 21:30.

domingo, 3 de enero de 2021

Cerramos 2020 ganando y abrimos 2021 empatando

La alineación propuesta por Lopetegui contra el Villarreal fue la siguiente: Bono, Jesús Navas, Koundé, Diego Carlos, Acuña, Fernando, Jordán, Rakitic, Ocampos, Suso y En-Nesyri.

Ocampos marcó desde los 11 metros en el 7'. La cosa empezaba bien...

El Villarreal llegó a dominar y a tener la posesión del balón, pero la cosa no es como empieza, sino como acaba...

Tras el descanso, En-Nesyri no faltó a su cita con el gol.

Bono estuvo genial en una triple parada. No quería el guardameta nacido en Canadá que marcara el Villarreal... y lo consiguió.

Lo peor fue que Fernando vio la quinta amarilla y que Navas tuvo que ser asistido por el Dr. Jiménez en la banda una vez acabado el encuentro.

El partido de ayer fue otra cosa distinta. Un derbi siempre es especial, ¿no creen?

Lopetegui alineó de inicio a Bono, Jesús Navas, Koundé, Diego Carlos, Acuña, Gudelj, Jordán, Óliver Torres, Suso, Ocampos y De Jong.

Les dejo el resumen de la web oficial porque no fui capaz de escribir una sola línea por el cabreo. Disculpen las molestias:

No pudo ser la séptima consecutiva. El Sevilla FC se dejó la zona Champions y dos puntos vitales en su visita al eterno rival este sábado en el Benito Villamarín. Ante un Betis en mala dinámica y lastrado por las bajas, fueron los verdiblancos los que más ocasiones tuvieron antes del descanso. Pero el Sevilla pegó primero en el segundo acto y Suso firmó el 0-1 en la primera ocasión nervionense. Pero la ventaja duró poco y Canales empató con un penalti de Diego Carlos sobre Loren. Tuvo la victoria en su mano el equipo local, pero una nueva pena máxima cometida por Acuña sobre Fekir lo tapó Bono, a tiro del internacional francés. No pasó mucho más y el empate acabó dejando con el gesto torcido a ambos equipos.

No se esperaba un inicio de partido en el que ninguno de los dos equipos arriesgara demasiado y así fue. El Betis comenzó teniendo más balón, con presión adelantada de los de Lopetegui para intentar robar en campo rival. No se puede decir que el bagaje ofensivo nervionense en la primera parte fuera demasiado reseñable, y es que fueron los verdiblancos los que más cerca estuvieron de abrir el marcador. La primera fue para Canales, pasado el cuarto de hora, con un remate lejano que salió fuera. Poco después lo intentó con aún más peligro Fekir, pero su remate a pase de Lainez salió por poco a la izquierda de la meta de Bono.

No había demasiada concreción en los pases por ninguno de los dos bandos, pero es cierto que al Sevilla le costaba más generar fútbol combinado. Los intentos de acceder a los dominios de Bravo se basaban en contras que apenas encontraron fruto. Eso sí, los de Pellegrini llegaron al descanso con hasta tres amonestados: Miranda, Víctor Ruiz y Guido Rodríguez. Precisamente la amonestación a Víctor Ruiz dio origen al único disparo sevillista en el primer acto, una falta botada por Jordán que salió muy desviada. Aún hubo tiempo para que los locales tuviesen la más clara del primer tiempo, un nuevo remate de Canales a pase de Lainez que desvió Gudelj y que a punto estuvo de entrar tras despistar a Bono.

El Betis perdonó en la primera parte y el Sevilla aprovechó la que tuvo en el dos de la reanudación. Mal despeje de Mandi que tapa Ocampos y el rechace le cae al recién salido En-Nesyri, que espera la llegada de Suso y el gaditano la pega al palo, imposible para Bravo. Máximo castigo para un Betis al que le tocaba remar, pero que se encontró con un penalti demasiado pronto. Pena máxima muy dudosa de Diego Carlos sobre Loren -el propio jugador verdiblanco reconoció tras el pitido final que el brasileño toca balón- y Canales engaña a Bono para poner las tablas. Todo volvía a lo del principio y el Sevilla siguió impreciso. De hecho, apenas tuvo una ocasión clara, la de Ocampos por la izquierda, para volver a ponerse de nuevo arriba en el marcador.

Tampoco estuvo fino el equipo de Pellegrini, pero sí que tuvo en su mano la victoria con un nuevo penalti a 20 minutos para el final. Esta vez, Del Cerro Grande necesitó del VAR para señalar la pena máxima de Acuña sobre Fekir, que tomó la responsabilidad de poner por delante a los suyos. Pero el internacional galo se encontró con Bono, que mantuvo las tablas y el marcador no se volvió a mover. En los compases finales se vio claro que ambos preferían renunciar a sumar dos para no perder uno y la de Gudelj desde la frontal fue la más clara para intentar el 1-2.

Punto que sabe a poco en el Benito Villamarín, que rompe la histórica racha de victorias consecutivas a domicilio -se queda en seis- y que saca al equipo de las cuatro primeras plazas a la espera de recuperar los dos partidos pendientes ante Atlético y Elche. Comenzó el año con un punto en el derbi y continuará este próximo martes en Linarejos, donde los de Lopetegui buscarán acceder a la tercera ronda de la Copa del Rey.

El partido del martes, que dará comienzo a las 19:00, lo emite Cuatro.